Psic. Margarita S. Guerra Paredes.

Con poca o con mucha frecuencia el temor de que los hijos no sean felices invade a los padres. El día de hoy me gustaría invitarte a que revises este tema junto conmigo. Si tu hijo no es feliz (porque tu peque lo diga o porque tú lo supongas) sería bueno que consideres que tal vez sólo está aburrido y/o distraído.

El aburrimiento los lleva a pedir cosas para salir de ese aburrimiento y con frecuencia buscan la solución al aburrimiento en papá o mamá, siendo que esta es un responsabilidad de cada quien.

Cuando los niños y los adultos están distraídos no logran ver todo lo que sí tienen y se enfocan en lo que quieren, lo que no tienen y creen que les dará felicidad. Con frecuencia los padres se sienten responsables de la felicidad de sus hijos de tal manera que cuando escuchan “estoy aburrido” se afanan en encontrar opciones para que ya no estén aburridos y es importante que consideren la posibilidad de que son responsables “solo” del bienestar de sus hijos; es decir con frecuencia los padres tenemos que tomar decisiones que les generan bienestar pero no les dan felicidad y cuando los padres están enfocados en darles felicidad, descuidan de forma importante el bienestar. El hecho de que un niño tenga casi todo lo que desea termina siendo para ese peque muy cansado, desgastante y genera desilusión y aburrimiento. No necesita luchar o esforzarse por nada; esto hace que ese peque no sepa lo que puede lograr en caso de esforzarse, desconoce su fuerza de voluntad, su capacidad para perseverar, desconoce lo que puede hacer para salir de la frustración y esto lleva a emociones incomodas.Si tú le procuras entretenimiento tal vez le generes ESTAR feliz a tu hij@ por unos momentos… pero si lo dejas lidiar con esos momentos de aburrimiento/incomodidad es muy probable que tu hij@ encuentre la forma de entretenerse y eso le ayudará a SER feliz, porque le ayudarás a conocerse y le darás la oportunidad de resolver una situación incómoda y esto va directo a su autoestima.

ALGUNAS IDEAS PARA QUE SE SALGAN DEL “QUIERO” O “ESTOY ABURRID@”

– Ayúdale a valorar lo que SI tiene, que te escuche valorarlo, que te vea viendo y valorando cosas y situaciones. No le busques diversión eso es su responsabilidad.

– Muéstrale empatía cuando esté aburrido y hazle saber qué confías en que pronto encontrará la manera de resolverlo.

– Procura dificultarle la adquisición de lo material para que eso lo obligue a valorar y ver con otros ojos lo que sí tiene. Y para practicar la perseverancia y el enfoque de lo que quiere.

– Procura expresar cosas concretas que te agradan y te dan felicidad. Ej. “Me siento feliz cuando me acompañas a cocinar o cuando te veo creando carros con tus legos, me siento feliz cuando hago de comer o cuando me pongo a leer”, refiérele acciones concretas tuyas o que ves que hacen las personas cercanas a ti.

– Invítalo elegir juguetes que no son muy divertidos y vayan juntos a regalarlos a los niños en los cruceros de avenidas, les ayuda ver las reacciones de los niños y cómo se ponen a jugar en cuanto los reciben. Algunas mamis les dicen a sus hijos “si Santa (Niño Dios) no te ve compartiendo no le dan muchas ganas de traerte juguetes”. Esto los motiva a dar, ayudando a promover la generosidad y disminuir el ser posesivos y egoístas.

ACTIVIDAD

Durante una semana van a compartir en la noche tres cosas que disfrutaron durante el día y qué agradecen tener. No se vale repetir cosas, cuando hay hijos muy pequeños se les ayuda a escribir en una libreta para ir revisando lo que agradecen y que no repitan cosas y cuando los hijos ya están grandes, cada quien va escribiendo su lista. La idea es compartirla entre todos o solo con papá o mamá antes de dormir. Cuando se comparte en familia todos aprenden de las cosas que se pueden agradecer y ayuda a voltear a ver eso que no se suponía algo disfrutable.

Ayuda a ampliar la visión de las cosas que sí hay y que se pueden disfrutar y agradecer.

Finalmente la idea es darnos cuenta que tenemos tanto que agradecer y tan poquito que pedir.

La felicidad es una actitud que se contagia… igual que el pesimismo…

Quién contagia a quién en tu casa?

De qué estado de ánimo te contagian tus hijos?

De qué estado de ánimo contagias a tus hijos?

ARTICULOS ANTERIORES RELACIONADOS

https://mundoehijos.com/2015/06/19/mi-hijos-se-aburre-que-hago/

https://mundoehijos.com/2017/08/15/te-toca-hacer-feliz-a-tus-hijos/

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Salir /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Salir /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Salir /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Salir /  Cambiar )

Conectando a %s